| Destinos

  • ¡Una joya de la cultura guatemalteca!
  • Rumbo a ser declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO

Es uno de los sitios arqueológicos de mayor renombre y mejor resguardado en Guatemala, con una cultura e historia digna de conocer descubrir. Supone cruzar un misterioso puente entre la cultura olmeca y maya, un viaje que transita entre un lugar sagrado, un santuario natural y un antiguo mundo pluricultural. Esta joya guatemalteca se encamina a ser merecedora de la declaratoria de Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, según lo reveló Christa Schieber, Directora del Parque durante una conferencia de prensa en FITUR 2018.

A una altura de 600 metros sobre el nivel del mar en el paisaje característico de las laderas  de la cadena volcánica de la Sierra Madre, que descienden a la costa del  Pacífico.  El  Parque Arqueológico Nacional Tak’alik Ab’aj que alberga el  corazón  de  esta  antigua  ciudad  se ubica a 4.5  km del Municipio de El Asintal,  Departamento  de  Retalhuleu , a 199.5 km de la ciudad de Guatemala. Está conformado de 15.38 hectáreas.

Tak’alik Ab’aj significa piedra parada en idioma maya kiche’. Se debe a que los primeros investigadores que llegaron a partir de 1888, encontraron aún las puntas de los monumentos esculpidos aún parados emergiendo de la superficie del suelo.

El Parque data de 17 siglos (800 antes de Cristo a 900 después de Cristo). Es uno de los parques más importantes de la civilización maya, que acogió a un pueblo con un marcado espíritu comerciantes y mantuvo estrechos lazos con la cultura olmeca. Todos los vestigios que se encuentran en este lugar, albergan una fuerte orientación astronómica, lo cual lo hace aún más interesante.

“La historia arqueológica de la antigua ciudad de Tak’alik Ab’aj es “única” dentro del escenario mesoamericano, en vista de que comparte dos épocas culturales icónicas, la olmeca y luego la maya temprano. Usualmente hay sitios legados de la cultura olmeca, cuya historia termina con la primera y sitios mayas, que empiezan con la segunda. En este caso se tiene la oportunidad “única” de observar la evolución partiendo de la primera hacia la segunda”, dijo Schieber a Revista Viajes.


El Parque data de 17 siglos (800 antes de Cristo a 900 después de Cristo)

Aportes y hallazgos del Parque

Entre los aportes que da el parque está  poder observar y entender el nacimiento de la cultura maya que se ha edificado sobre elementos transversales de la cultura precedente olmeca, y que a su vez son universales, pan-mesoamericanos que continúan como tal.

Según Schieber, sobre sus hallazgos más relevantes son las esculturas icónicas, como: El Cargador del Ancestro que resume la historia preclásica de Tak’alik Ab’aj, representado a través del estilo escultórico olmeca aplicado en el tema ancestral y maya temprano en el tema de gobernante representado (y quién encargó la obra). El Altar 48 representa uno de los primeros gobernantes a la usanza de la expresión maya temprana, quien utiliza para “empoderarse” una composición integrando elementos ancestrales como el cocodrilo “tierra” sobre cuyo lomo representado como el símbolo cuatrifoliar del portal al “inframundo” está sentado o cabalgando el Dios del Maíz o Sol, en este caso haciendo alusión al mismo gobernante.

Dos entierros reales preclásicos, que permiten observar la evolución en el arte lapidario de los símbolos reales, como la hachuela con cabeza de ave (buitre) de finales del Preclásico Medio a la cabeza miniatura ceremonial de mosaicos de jadeita con hachuelas colgantes. Tak’alik Ab’aj tiene la colección más grande conocida de estas cabezas miniaturas ceremoniales de mosaicos de jadeita exquisitamente trabajados y pulidos para que encajen milimétricamente.

Además está el Observatorio astronómico sideral y solar, que resume la historia de las observaciones astronómicas en Tak’alik Ab’aj. El primero representado simbólicamente por filas de monumentos orientados a la constelación Osa Mayor y luego Draco, y el segundo por un altar con las huellas de dos pies esculpidos haciendo alusión a la persona que observa el solsticio de invierno (21 de diciembre).

Luego, se da el descubrimiento del punto central del símbolo de la concepción del mundo ancestral o cosmograma plasmado físicamente en el centro de la plaza como “centro del mundo” u ombligo, por una cuenca circular revestida de piedra de canto rodado, confirmando el profuso protocolo ritual que rigió todos los aspectos de la vida, incluyendo el trazo de los centros ceremoniales.

“Este “centro del mundo” representa la combinación de los esquineros del mundo, los cuatro costados cardinales, representado por la intersección de los ejes cardinales norte-sur y este-oeste, este último, que representan a la vez los dos movimientos cíclicos del sol, el anual de norte-sur del péndulo del movimiento del sol entre los solsticios de verano e invierno, y el diario viaje del sol de este al oeste”, explicó Schieber.


El Parque Arqueológico Nacional Tak’alik Ab’aj que alberga el corazón de esta antigua ciudad se ubica a 4.5 km del Municipio de El Asinta

Fortalezas de las culturas: Maya y Olmeca  

La Directora del Parque enfatizó que las fortalezas que tienen la cultura maya y la olmeca son los ejes transversales de una cosmovisión ancestral compartida y practicada por todos los sectores sociales y a través de toda la historia mesoamericana, como el concepto del cosmograma de los cuatro esquineros del mundo y el punto central, el centro del mundo u “ombligo” donde nace el axis mundi enraizado en el ámbito de los ancestros. Precisamente, la constante conmemoración y recordación de los ancestros, que los hace estar “presentes” en el arte, y de manera natural hace presente la historia y por lo tanto sus lecciones.

En cuanto a ambas culturas (maya y olmeca), la expresión estética de estos conceptos universales pan-mesoamericanos son muy diferentes y muchas veces opuestos, como por ejemplo la tradición escultórica olmeca en tres dimensiones (tridimensional o de cuerpo completo) reposado en sí y el respeto a la roca natural. Mientras la tradición escultórica maya por excelencia en el dominio del espacio preparado de la roca en forma de lápida muchas veces con “marco”, y labrado bajorrelieve en perfil, con profusos detalles.

Guatemala es denominada “Florencia de Mesoamérica”  por la riqueza de las piezas artísticas que se han encontrado. Tak'alik Ab'aj, espera ser un nuevo e importante reclamo turístico en Guatemala, un país que cuenta con más de 3,000 sitios arqueológicos.

“La riqueza escultórica de Tak’alik Ab’aj, ilustra las dos épocas más icónicas de su florecimiento cultural en el Preclásico, reflejado en seis diferentes estilos escultóricos (Olmeca, Maya, Barrigón, Zoomorfo, Local y Costeño). Este universo asciende a 390 esculturas, 247 monumentos, 86 estelas y 57 altares”, indicó Schieber.

Todos estos atributos responden a que el Parque Arqueológico Nacional Tak’alik Ab’aj: Tak’alik Ab’aj cuente próximamente con la declaratoria de la UNESCO.  La ciudad “puente” entre el mundo Olmeca y Maya.  Representa un santuario: sagrado, cultural y natural.

También posee las características contenidas en los cinco criterios de valor universal excepcional del  Patrimonio cultural: primero representa una obra maestra del genio creador humano (Programas escultóricos de al menos dos tradiciones culturales icónicas de Mesoamérica - tradición lapidaria), segundo:  exhibe un importante intercambio de valores humanos sobre un período de tiempo o dentro de un área cultural del mundo, sobre desarrollo arquitectónico o tecnológico, arte monumental, planificación urbana o diseño  de paisaje, tercero: cuenta un testimonio único o al menos excepcional de una tradición cultural o de una civilización  viviente o desaparecida, cuarto: representa un ejemplo excepcional de un tipo de edificación, conjunto arquitectónico o tecnológico o paisaje que ilustra una significado etapa en la historia de la humanidad, quinto: está directamente o tangiblemente asociado con eventos o tradiciones vivas con ideas o creencias, con obras artísticas o literarias de significado excepcional universal.

Tak’alik Ab’aj es un representante por excelencia del desarrollo de una de las muchas ciudades situadas a lo largo del cinturón de la bocacosta del litoral del Pacífico, por donde corría la ruta de intercambio a larga distancia, y junto con las mercancías los conceptos culturales pan-mesoamericanas (que incluyen olmecas y mayas), adaptados al entorno propio de esta importante región corredor geográfico, biológico y cultural de Centroamérica que une a América del Norte y América del Sur.


Ceremonia celebrada el 31 de agosto 2012 enfrente de la Estela 5, Estructura 12, Plaza Tucur Balam, Terraza 2 Grupo Central de Tak’alik Ab’aj

¡A emprender un viaje por el tiempo!

El recorrido por los senderos del parque permite al visitante emprender un viaje por el tiempo por las ruinas de la antigua ciudad Tak’alik Ab’aj y presenciar la evolución de la forma de pensar, explicarse el mundo, gobernar y solventar los importantes problemas prácticos de la vida y de gobernar, como por ejemplo el suministro de agua a las viviendas y la evacuación del exceso de las lluvias de las plazas públicas.

Estos espacios públicos e edificaciones de barro revistadas de canto rodado (recurso local) eran escenarios donde el gobernante hacía plasmar por medio del trazo de las mismas y el arreglo de un complejo programa escultórico tallado en roca andesita de origen volcánico (recurso local), que portaban las imágenes de los poderosos conceptos ancestrales, sus dioses y del gobernante mismo que amalgamaba todo eso en su persona.

El parque cuenta con dos opciones para recorrerlo: para el público interesado en todos los senderos y estaciones, tiene una duración entre una hora y media a dos horas; y para los visitantes con menos disponibilidad de tiempo, incluye la terraza  2 , el Refugio de Fauna Silvestre con un tiempo estimado de 45 minutos.  El recorrido es a pie y acompañado por un guía, para recibir atención e información personalizada y más seguridad.

En el año 2017 se registró un ingreso de 26,538 visitantes nacionales y 1,029 extranjeros, para un total de 27,567. En su mayoría los guatemaltecos provienen de: Retalhuleu Suchitepéquez, Guatemala y Totonicapán; mientras que los turistas internacionales son de: Estados Unidos, Canadá, Francia, Bélgica,  España, Alemania,  México y Costa Rica.


Cabeza Miniatura Ceremonial de mosaicos de jadeita con hachuela colgante (Entierro 1) de finales Preclásico Tardío inicios Clásico Temprano

Proyectos para el  2018

Implementación de la Malla Perimetral del parque para seguridad del mismo y poder liberar muchas especies del refugio de fauna silvestre, haciendo con ello completo el universo natural dentro del cual se debe presentar el cultural, para completar el papel pedagógico trascendental de explicar la historia del ser humano en relación con su entorno, que le imprime su sello particular a cada cultura.

Re-inicio de la Obra de Construcción del Museo Arqueológico Tak’alik Ab’aj El Caracol del Tiempo, implementación de la museografía e inaugurar el museo con la Premier de la Exposición de la Colección de cabezas miniatura ceremoniales preclásica, sin precedentes en Mesoamérica, con lo cual se podrá iniciar una exposición itinerante “Tak’alik Ab’aj el puente de las Américas”.

Continuar gestión de zona de amortiguamiento, única condición pendiente del parque para proceso de candidatura de Nominación como Patrimonio Cultural de la Humanidad por UNESCO.

Continuar preparando el parque para lograr los estándares de calidad de Certificación Sello Q Verde a nivel de Centroamérica e Internacional.

Construcción de nuevos contenidos culturales partiendo de los ancestrales contenidos culturales re-descubiertos a través de la arqueología, haciéndolo nuestro, recreándolo por medio de la Implementación del concepto Concepto Triple AAA de Tak’alik Ab’aj© y generar circuitos de desarrollo sostenible: en la educación, en la producción artesanal y de eventos artísticos.

Lugar: Parque Arqueológico Nacional Tak’alik Ab’aj

Ubicación: a 4.5  km del Municipio de El Asintal,  Departamento  de  Retalhuleu

Horario: De 7:00 AM a 5:00 PM los 365 días del año incluyendo días festivos.

Entrada: Nacionales Q 5.00 por persona,  menores 10 años son exonerados. Extranjeros Q 50.00 por persona.

Según Acuerdo Gubernativo No. 07-2011 de fecha 12/01/2011


2018 © Revista Viajes. Todos los derechos reservados.
Se autoriza reproducir total o parcialmente citando la fuente siempre y cuando no sea con fines comerciales.